martes, 13 de abril de 2010

Descentralizando la Educación a Distancia

Voy a permitirme colocar un artículo de Tony Bates, escrito en su Blog, que me parece excelente. El articulo original esta en la dirección siguiente: http://www.tonybates.ca/2010/04/09/decentralizing-distance-education/.
Disculpen si la traducción no es muy exacta.

Este es uno de esos blogs que probablemente no debería escribir, pero qué demonios.

Cuando leí este artículo, que trata sobre el cierre de la Unidad Central de Educación a Distancia en línea de Universidad de Texas, tuve una verdadera sensación de déjà vu. Este es un reflejo casi exacto de lo que sucedió en la University British Columbia, cuando era Director de Educación a Distancia en la UBC, con una sola diferencia, que trataremos más adelante. En el caso de los decanos de la UBC vi como todos los ingresos de la matrícula de Educación a Distancia iban  al departamento de Educación a Distancia. Dado que los estudiantes eran "sus" estudiantes, ellos querían "su" dinero. Lo que no sabía era lo que pasaba con el dinero que entraba y salia: los ingresos de matrícula fueron utilizados para contratar a profesores adjuntos para enseñar en los programas. Además, existía un fondo de subvención de funcionamiento para pagar por el desarrollo del curso, la mayor parte de los cuales regresó a las facultades para pagar por el trabajo en el desarrollo de los cursos en línea. Sin embargo, sólo los Decanos podían tener sus manos sobre aquel dinero...
Así que en 2003 se decidió, en principio, la descentralización de la educación a distancia en las facultades. Un comité llamó la atención para buscar la mejor manera de hacer esto. Tres años más tarde, se hizo así la transferencia efectiva de fondos a los estudiantes y a las facultades, y el Decano de Artes se dio cuenta de que tenía una matrícula de 1.600 estudiantes adicionales, y no tenia a nadie con las habilidades o la experiencia necesaria para manejar esta situación (casi todo el personal Educación a Distancia, inclinándome, habían dejado la facultad hace mucho tiempo). Así que la medida fue anulada y la unidad de Educación a Distancia, se integró en la Oficina Central de Tecnologías de Aprendizaje, donde actualmente se encuentra con bastante éxito en funcionamiento, y así como otras casos reales, hay varias instituciones alrededor de  Vancouver que ahora tienen excelentes programas de educación a distancia y están dirigidos por las personas que dejaron la UBC.


Ahora, como Richard Garrett comentó en un artículo, las actividades en línea de educación a distancia están creciendo y convirtiéndose en parte integrante de la operación de una universidad, y por ello hay lógica en la descentralización, pero con varias salvedades grandes: los departamentos académicos deben entender que los estudiantes de educación a distancia tienen diferentes necesidades que los estudiantes presenciales, [..]  los cursos a distancia en línea deben ser diseñados de manera diferente y por lo tanto requieren un diseño de instrucción y un apoyo técnico web y esto es caro, y los departamentos pequeños necesitan algún tipo de apoyo central ya que no pueden darse el lujo de contratar a su propio personal especializado. Se puede, por supuesto, dejar de hacer algunas de estas cosas y todavía realizar la descentralización, pero la calidad será terrible, y hay un montón de ejemplos (ver mi reseña del libro de Cassie Smith).

Así que aquí está la pregunta: ¿Es mejor hacer lo correcto por razones equivocadas, o lo incorrecto por las razones correctas? (Sí, hay una pregunta mejor: ¿Hay de hacer lo correcto por las razones correctas?).

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Me agrada tanto las iniciativas de los cursos ELRN09, ELRN10 y DocTIC que ha emprendido Diego Leal, que a veces me siento un poco frustrado ...